Matty Smith: entre dos mundos

ESTRELLA MATUTINA Le debo mi carrera a esta criatura modesta y pequeña. Mis imágenes de estos sifonóforos del tamaño de un pulgar han adornado carteles de ciudades para publicitar cámaras, han sido pegadas a los costados de autobuses para difundir exhibiciones de Londres e incluso se han utilizado para promover la serie Planeta Azul II (Blue Planet II) de David Attenborough. Nunca imaginé nada de eso durante las mañanas solitarias que pasé fotografiándolos. He tenido mi cuota de picaduras, pero como ya sabe, hay que sufrir por el arte.

A VECES CON SOLO PRESIONAR EL BOTÓN DE LIBERACIÓN DEL OBTURADOR se puede cambiar el curso de una carrera. Eso fue lo que sucedió en 2014 después de que Matthew “Matty” Smith ganara una categoría en el prestigioso premio Fotógrafo de Vida Silvestre del Año (Wildlife Photographer of the Year Award) del Museo de Historia Natural de Londres (London Natural History Museum). Era conocedor de los cnidarios urticantes conocidos como “carabelas portuguesas” (Physalia utriculus) como consecuencia de una vida practicando surf. Colonias de estas criaturas se desplazan a lo largo de las playas de Sídney, Australia, en el verano. Matty tuvo la idea de fotografiarlos con una técnica de gran angular de cerca. No son muy grandes —los flotadores rara vez superan los 15 centímetros (6 pulgadas)— así que para que se vieran impresionantes en la foto, tuvo que trabajar muy cerca y usar una distorsión de la perspectiva a su favor. Debido a que los largos tentáculos que cuelgan bajo el agua son cruciales para la ilustración, su idea era hacer una toma dividida con una cubierta tipo domo en una caja estanca de una cámara para capturar la escena por encima y por debajo en una sola imagen. 

Su magistral foto fue tomada al amanecer con el sol apenas asomándose en el horizonte, una maravillosa combinación de luz estroboscópica y ambiental. Una colección de imágenes marinas significativas con eso como elemento principal fue el comienzo de lo que él llama su “racha de suerte con trabajo duro”. En 2014 ganó el premio Fotógrafo de Naturaleza del Año de Geographic Nature de Australia (Australia Geographic Nature Photographer of the Year Award) y arrasó con el primer, segundo y tercer lugar en los premios Imágenes del Año de Ocean Geographic (Ocean Geographic Pictures of the Year). Como consecuencia de su éxito en diversas competencias, recibió un mensaje de correo electrónico de Nikon Australia donde le ofrecían el codiciado rol de embajador, y la marca de cajas estancas Aquatica aceptó patrocinarlo. Conoció a Michael Aw de Ocean Geographic a través de su concurso fotográfico. Más adelante ese año viajó con el grupo de Aw a Jardines de la Reina, Cuba, donde amplió su colección de imágenes divididas con fotos de cocodrilos de agua salada residentes.

Si bien 2014 fue un año de transición para Matty, su vida había estado avanzando en esa dirección por décadas. Criado en el centro de Inglaterra, no se encontraba junto al mar, pero el país es lo suficientemente pequeño, por lo que podía pasar los fines de semana en la playa con sus padres. Cuando comprendieron cuán fervientemente atraído se sentía Matty con respecto al mar, sus padres empacaban su tabla de surf inflable con más frecuencia y partían, a veces aventurándose en vacaciones familiares hacia las costa sudoeste de Francia o la costa marina de España. En 1999 se fue de Inglaterra hacia Australia y comenzó su interminable verano.

Michael Aw tuvo la gentileza de capturar esta imagen mía con una cubierta tipo domo gigante para imágenes divididas de mi propia creación. Este momento fue justo antes de que yo capturara mi imagen de un cocodrilo de agua salada en febrero de 2015 en Jardines de la Reina, Cuba.

¿Cuál fue su inspiración para dejar su hogar y mudarse a la otra punta del mundo?

Decidí ir a Australia a los 23 años y ser mochilero por un año. La infraestructura es excelente para personas jóvenes que no tienen mucho dinero, pero que desean viajar por todo el país y vivir una gran aventura. Yo era un soldador habilidoso y podía encontrar trabajo según lo necesitaba, por lo que me mudaba de un lugar a otro por toda la costa australiana, trabajaba para ahorrar algo de dinero y luego continuaba hacia el siguiente destino. Hice muchos amigos interesantes y conocí gran parte del hermoso país, que era muy diferente a lo que había conocido cuando vivía en el Reino Unido.

¿Hacía fotografía en ese entonces?

Absolutamente. Siempre me sentí atraído por la fotografía, pero nunca había apuntado mi lente a demasiadas cosas más allá del océano. Tenía una cámara de película Nikon Fm2n y una caja estanca de surf Liquid Eye con un disparador en el asa en la parte inferior de la caja. Todo lo que tenía en mente era hacer surf y tomar fotos de otros surfistas. Fotografiar surfistas en el tubo implicaba que yo debía intentar emular al fotógrafo de surf Tim McKenna, mi ídolo en ese momento. Para ese entonces, conocía la física de la fotografía e incluso tenía un cuarto oscuro en casa en el Reino Unido. Capturar imágenes de surf con un teleobjetivo desde la costa y en el océano con mi caja estanca era mi pasión.

PROXIMIDAD

Yo quería capturar una imagen dividida en la línea de flotación de un tiburón blanco, y ese día en las islas Neptuno en el sur de Australia tuve mi oportunidad. El viento había cesado, y a la noche el océano parecía vidrio. Necesitaba un tiburón tranquilo para evitar algún riesgo para mí o el animal mientras intentaba conseguir esta imagen. Este tiburón se desplazó en círculos cerca de la popa del barco por media hora. Exhibía un lenguaje corporal relajado, así que intenté capturar la imagen. Poco después de colocar mi cámara montada en un palo en el agua, el tiburón mostró cierto interés y se acercó con cautela. Rápidamente disparé una secuencia de imágenes antes de apartar la cámara del camino del tiburón de forma segura.

CHOCA ESOS CINCO

Capturé esta imagen en Isla Lissnenung, Papúa Nueva Guinea, hace algunos años para la caridad de rescate de tortugas del centro turístico de buceo de la isla. Sabíamos que había un nido de tortugas carey donde los huevos eclosionarían pronto, y tendría una ventana de solo minutos para conseguir esta foto de un recién nacido. Pasé varias horas practicando diferentes configuraciones de domos, lentes e iluminación con un pequeño trozo de madera flotante, por lo que sabía que estaría listo cuando la oportunidad se presentara.

ASESINO SONRIENTE

No sucede a menudo que uno recuerde el momento exacto en que presionó el botón del obturador, pero recuerdo cada detalle de esta imagen —las gotas de sudor en mi frente, intentar no moverme demasiado mientras balanceaba mi gran cubierta tipo domo y murmurarme a mí mismo que no debía arruinarla—. Fue durante mi primer viaje a Cuba con Michael Aw y Ocean Geographic, y fue mi primera vez en el agua con un cocodrilo de agua salada. La experiencia fue aleccionadora pero memorable.

La experiencia del cuarto oscuro es bastante inusual. A menudo conozco a fotógrafos importantes que solo han trabajado con imágenes digitales y nunca han usado película.

El cuarto oscuro silencioso, con solo la suave iluminación de la luz de seguridad y el sutil movimiento de la bandeja de Dektol mientras la balanceaba de un lado a otro, observando la imagen que se materializaba, era mágico. Me encantaba ver las imágenes de surf en mi mente, traer los cromos de regreso y hacer realidad esa visión en el cuarto oscuro de mi casa. Después de un año de viajar por Australia, viviendo de forma autosuficiente y fotografiando, mi visa expiró y tuve que regresar a Inglaterra.

Eso fue difícil para mí. Me había acostumbrado mucho a las regiones tropicales, y surfear en el agua a 6°C (43°F) fue intimidante. Pero debía volver al mar. Me puse mi traje de neopreno de invierno y nadé para encontrarme con la primera ola. Después de sumergirme para pasar la ola, la cremallera falló. Había pasado de un bañador de surf a un traje de neopreno con fugas en agua helada en solo una semana.

Subsistí los cuatro años siguientes de esa forma, trabajando como dibujante para una empresa de ingeniería y haciendo todo lo que podía para volver al océano. La ingeniería pagaba las cuentas, pero sabía que necesitaba agua cálida y cristalina en mi vida. La empresa para la que trabajaba tenía un contrato en Australia, y conseguí que me asignaran allí, a su sede situada en Airlie Beach, en la costa central de Queensland. Estaba radicado en el sur de la Gran Barrera de Coral, y ¡la vida me sonreía!

RETRATO DE FAMILIA

Las personas a menudo dicen que los pinípedos son los cachorros de perro del océano. Ninguno se ajusta a esa descripción más que el león marino australiano. Si encuentra uno de buen humor, estoy seguro de que este animal salvaje jugaría a atrapar la pelota con usted. Con frecuencia se emocionan cuando hay nadadores en el agua y se desplazan de un lado a otro a toda velocidad. Para pillar a uno de ellos que se viera más relajado, tuve que esperar hasta que todos los demás nadadores salieran del agua e intenté proyectar serenidad a los leones marinos con mi lenguaje corporal. En efecto, funcionó, y pronto se acomodaron para este maravilloso retrato de familia.

SÉQUITO

Julian Rocks está cerca de Byron Bay, el punto oriental del territorio continental de Australia. Una vez al año alberga a una enorme agregación de tiburones leopardo (conocidos en los Estados Unidos como tiburones cebra). Cada año, de febrero a abril, cientos de ellos ocupan algunos puntos de buceo pequeños alrededor de las rocas —es el sueño de cualquier fotógrafo submarino—. Esta imagen fue después de un día de buceo extraordinario. El sol estaba bajo, y el agua se estaba oscureciendo. Estaba regresando al barco, pero no pude resistirme a intentar conseguir esta última imagen mientras el séquito pasaba junto a mí.

Comenzó como fotógrafo de superficie con una caja estanca de surf, pero en ese momento estaba en un lugar con más buceo que surf. ¿Cómo comenzó a bucear y capturar sus primeras fotos submarinas?

No había demasiado surf, pero había muchas tiendas de buceo, así que decidí probar con el buceo. Me enamoré de inmediato, y todo lo que veía a lo largo de la Gran Barrera de Coral me dejaba asombrado, así que el paso siguiente fue inevitablemente llevar una cámara bajo el agua. Tenía una Nikon F80 (N80 en Estados Unidos, una cámara de película), así que compré una caja estanca Ikelite y una luz estroboscópica DS50. Cuando llegó el momento de migrar a las cámaras digitales, elegí una Nikon D300. Para 2013 ya tenía la idea de esa imagen dividida de una carabela portuguesa, pero me tomó todo un año de experimentar para aprender en qué momento del día debía fotografiar, cómo equilibrar las luces estroboscópicas y cómo acercarme lo suficiente con mi objetivo gran angular y mi cubierta tipo domo para lograr que pareciera grande. La mayoría de las carabelas portuguesas son más pequeñas que mi pulgar, por lo que fue una labor muy complicada. Cuando fui a Cuba con Michael Aw, estaba usando una Nikon D810 en una caja estanca Aquatica con un objetivo de 14-24 mm como mi herramienta principal para la fotografía de gran angular.

Cuando vi sus fotografías en publicaciones prestigiosas, también vi a aficionados de la fotografía submarina hablando en línea sobre el “domo de Matty”. Sé que hace cubiertas tipo domo de acrílico de 30, 43 y 46 centímetros (12, 17 y 18 pulgadas) de diámetro con soportes para las cajas estancas de aluminio más populares. Su primer héroe de la fotografía, Tim McKenna, promocionando su cubierta tipo domo en su sitio web realmente cierra el círculo. Eso debe ser emocionante para usted.

Lo es, y mis domos han creado amistades duraderas con muchas de las personalidades importantes de la fotografía submarina. Soy una persona obsesiva, y quería una profundidad de campo realmente buena en mis imágenes divididas, desde la arena en el frente hasta el sol poniéndose en el horizonte. No podía hacer eso con una cubierta tipo domo de 23 centímetros (9 pulgadas), incluso con un objetivo ojo de pez con una apertura f/22, así que elegí la cubierta de 30 centímetros (12 pulgadas) de diámetro y quedé maravillado instantáneamente. Las esquinas eran mucho más nítidas con cualquier apertura. Si la cubierta de 30 centímetros (12 pulgadas) era buena, creía que la de 46 centímetros (18 pulgadas) sería aún mejor. Si bien es ópticamente increíble, termina siendo una herramienta de especialidad, ya que es difícil de trasladar y crea mucha flotabilidad que debemos contrarrestar con lastre.

ENTINTADO

La agregación anual de sepias gigantes es un evento maravilloso y único en el sur de Australia. Desde mayo hasta agosto aproximadamente 250.000 sepias se reúnen alrededor de Point Lowly cerca de la pequeña ciudad industrial de Whyalla para luchar y reproducirse. Es un espectáculo que todos los buzos deben experimentar al menos una vez. Momentos antes de esta imagen había observado a tres machos grandes intentando cortejar a una sola hembra. Mientras me acercaba, se desencadenó una pelea entre dos machos, y entintaron el agua mientras luchaban ferozmente cuerpo a cuerpo. Su pelea continuó fuera de la imagen, la hembra se alejó a toda velocidad y este único macho quedó solo después del conflicto, que aún desplegaba sus vívidos colores de cortejo.

ANÉMONA HECHA UNA BOLA

Nunca puedo pasar junto a un pez de las anémonas sin sacar algunas fotos. Cuando se trata de una anémona púrpura hecha una bola con peces payaso, vale la pena dedicar algunos minutos de cualquier buceo. Capturé esta imagen para un artículo que estaba escribiendo para la revista de a bordo de PNG Air, y solo habían pasado unos minutos de mi primer buceo del día. Lo mágico de ver anémonas hechas una bola a profundidad es que nunca sabes con qué color te bendecirán hasta que hagas una vista previa de tu primera imagen. A veces es rojo, naranja o verde, pero quedé extasiado cuando vi este tono de púrpura en la pantalla de mi cámara.

¿Es su carrera solo fotografía todo el tiempo hoy en día?

Aún estoy dividido entre dos mundos —una sociedad en una pequeña empresa de ingeniería en Wollongong, Nueva Gales del Sur, y mi fotografía submarina—. Últimamente, también he estado ofreciendo talleres de fotografía submarina avanzada y he organizado tours de fotografía a lugares como Papúa Nueva Guinea y las Islas Salomón. Pruebo nuevas técnicas para evitar el aburrimiento, pero lo mejor es compartir conocimientos con un estudiante y verlo ganar un premio o encontrar alguna de sus fotos en medios de buceo.

¿Tiene alguna técnica en particular con la que esté obsesionado actualmente?

He estado trabajando con una grúa Polecam diseñada por mí que integra el monitor Aquatica para una visualización externa. Tuve muchísima suerte con una de mis imágenes de un tiburón blanco tomada con Andrew Fox en el sur de Australia. Combiné mi domo de 30 centímetros (12 pulgadas) y la Polecam para capturar al tiburón acercándose a la plataforma de baño. Al igual que mi imagen de una carabela portuguesa, esta fue una exitosa foto ganadora de un premio, y me permitió llevarme a casa el título de Fotógrafo Submarino Británico del Año (British Underwater Photographer of the Year) en el prestigioso concurso Fotógrafo Submarino del Año (Underwater Photographer of the Year). Me gusta pensar que la ingenuidad y la ingeniería pueden combinarse con habilidades y un poco de suerte para crear una imagen que nunca se haya visto.

PULPO DE ANILLOS AZULES

El pulpo de anillos azules del sur es una criatura pequeña fuerte y posiblemente letal. Me encanta bucear de noche en busca de estos muchachos en mi puerto local en Wollongong. Los observadores siempre me miran raro cuando me estoy poniendo el equipo para ingresar al agua en este punto en medio de la ciudad en noches frías de invierno. No es realmente un punto de buceo. Nadie iría allí durante el día, ya que solo tiene unos 3 metros (10 pies) de profundidad, está sucio y tiene un intenso tráfico de veleros. Pero al caer la noche, los tesoros emergen y la emoción nunca pasa de moda cuando veo a uno de ellos haciendo sus rondas de medianoche.

LERU CUT

Ningún viaje de buceo a las Islas Salomón está completo sin un viaje a Leru Cut. Tiene constantemente el agua más cristalina que he visto y la luz es para morirse. Mi esposa, Lauren, y yo hemos buceado en este lugar muchas veces, pero queríamos fotografiar algo un poco complejo y diferente esta vez. Queríamos representar una sensación de exploración sobrenatural. Esta bastante oscuro en el lugar, así que para tener una imagen con ruido reducido y un valor ISO bajo preparé la cámara sobre un trípode para una larga exposición, y Lauren tuvo que quedarse muy quieta. Hizo un gran trabajo al descender en la arena sin alterar ni un solo grano, lo que me hizo ver como un fotógrafo bastante bueno.

TWIN TUNNELS

Encuadré a mi esposa, Lauren Thomas, descendiendo hacia el punto de buceo Twin Tunnel en las Islas Salomón. Es un monte submarino donde se puede bucear por uno de los dos tubos de lava verticales de un volcán extinto. Se sale al mar abierto a aproximadamente 35 metros (115 pies) a través de una cueva corta al costado del monte. Este punto de buceo es uno de mis favoritos de las Islas Salomón. Había concebido esta imagen después de bucear en el lugar por primera vez algunos años atrás, por lo que Lauren y yo planificamos esta imagen antes de ingresar al agua. Lauren es una leyenda y lo logró perfectamente en el primer intento.

OURS

Cerca de Sídney hay una ola recurrente que está clasificada por muchos como una de las cinco olas más peligrosas que se pueden surfear en el mundo. Los pocos muchachos locales lo suficientemente locos como para nadar hacia ella la llaman Ours. Rompe sobre una saliente de arenisca superficial a pocos metros de distancia de una plataforma de roca seca, por lo que si un surfista se cae, no hay ningún lugar a donde ir. Es un lugar intimidante para nadar con una cámara. Es ruidoso, hay mucha corriente y puede haber cualquier cosa nadando debajo en la bajada profunda. El surfista es Evan Faulks, uno de los expertos en dominar esta ola. Recuerdo nuestra conexión en esta imagen, con él mirando desde el tubo de la ola directamente hacia el cañón del objetivo con una gran concentración. Sabía que sería una joya. Antes de la fauna marina, la fotografía de surf era mi fuerte, y aún respeto enormemente a aquellos que se destacan en este ámbito.

EXPLORE MÁS

Descubra más sobre Saba en este video y una galería de fotos complementaria.

© Alert Diver — Q3 2022

Español de México